CONTRATO DE PATROCINIO DEPORTIVO

Por: Yatziri Ortega

El patrocinio deportivo es un conjunto de acciones que favorecen y llevan a cabo promoción, impulso, protección y desarrollo a un atleta o empresa deportiva. Es una de las herramientas del marketing donde el objetivo mayor es la comunicación con un fin publicitario de crear o incrementar ventas elevando el prestigio del vendedor, buscan una relación de la cual obtendrán beneficios tanto del patrocinador como del patrocinado.

Debido a la importancia de financiación que tiene en el deporte es que se creó el contrato de patrocinio deportivo, La historia comienza en el mecenazgo; con el dominio Romano que con su alto poderío adoptaba a determinados personas con el fin de que desarrollaran su talento, no buscaban regreso de inversión, estas personas con dichosas habilidades atendían las necesidades y es así como se origina el patrocinio deportivo.

 En la actualidad se introduce en el ordenamiento jurídico un contrato publicitario también llamado de esponsorizacion o sponsoring basado en un proceso de intercambio entre ambas partes (el patrocinador y el patrocinado); el patrocinado disfruta los derechos en relación con una marca determinada con un valor para el patrocinador, estableciendo que el patrocinado, a cambio de una asignación económica o ayuda, se compromete a colaborar en su publicidad en la cual existen compromisos formales con fin de lucro al momento que ambas partes firmen dicho contrato, cumpliendo normas y rubros establecidos con sus intereses económicos que les representan. Generalmente parte de un convenio en el contrato se debe plasmar y determinar los acuerdos y procedimientos legales del patrocinio proporcionando los bienes de servicio con el objetivo de comunicar valores agregados.

Al final los contratos deportivos tienen un rubro con fines publicitarios donde buscan visibilidad colocándose en infraestructura vinculada con el deporte con temas de comunicación en patrocinio deportivo.

Las partes que intervienen en el contrato de patrocinio son el patrocinador y el patrocinado. Los contratantes pueden ser personas físicas o jurídicas.

El patrocinador se le denomina exclusivo cuando es solo uno, y copatrocinio, patrocinio compartido o asociado cuando hay más de solo un patrocinador que otorgan ayudas y beneficios, dependiendo de la participación económica que los patrocinadores ceden, estos tienen mayores o menores derechos sobre el  atleta, evento o club deportivo donde se muestra la publicidad principal y publicidad secundaria cuando otorgan menor ayuda, cualquier patrocinador debe asumir el riesgo de la publicidad negativa.

 El patrocinado se le denomina al que recibe la ayuda económica para la realización de la actividad, de naturaleza privada o pública, con capacidad de obligarse y contraer los derechos y obligaciones inherentes al contrato de patrocinio, se obliga a comportarse éticamente con valores positivos en la realización de su práctica deportiva erradicando el dopaje en caso de atletas por lo tanto el objetivo de comunicación con el público será adecuado y favorecedor para la marca patrocinadora.

Cada contrato de patrocinio deportivo es diferente por el simple hecho de que las personas somos diferentes, cada uno tiene sus propias características y necesidades, es principal y legalmente formal cobra autonomía al momento que es firmado porque es independiente de otros contratos. El patrocinado es de colaboración porque hace lo necesario para recuperar el dinero que se le da de acuerdo con lo estipulado en el contrato. El contrato de patrocinio deportivo se clasifica en bilateral cuando el patrocinador y el patrocinado se ven obligados a cumplir con lo estipulado recíprocamente. En oneroso cuando los beneficios son recíprocos para ambos, tanto el rendimiento deportivo en el caso del deportista o el incremento en la ganancia del club asociada a la firma correspondiente del patrocinio deportivo y en la clasificación conmutativa las prestaciones entre ambas partes son legalmente valoradas al momento de firmar el contrato.

Los beneficios de la negociación en el contrato de patrocinio deportivo son mejoras en la imagen de los atletas, y la marca o club deportivo, aumento de ventas, ventaja competitiva, mayor recordación y familiarización con la marca donde la imagen es fundamental para que deje huella, se busca obtener ganancia que se refleje en dinero y otro tipo de ganancias como mejora en el rendimiento deportivo, se cuantifican bienes y servicios. La financiación del patrocinio en el deporte es muy importante ya que sin ello sería complicado el fin de comunicar publicidad hacia un público siendo este mismo el generador de economía tanto para el patrocinador como el patrocinado.

Molina, G. (2019). Patrocinio Deportivo. wanceulen.

Velásquez, S. L. (2015). El contrato de patrocinio deportivo. Madrid: Reus, S.A.

YATZIRI ORTEGA ALBARRAN –                                                                

Estudiante de la Licenciatura en Ciencias Aplicadas al Deporte.  

Entrenadora Personal.

Next Post

CONTRATO DEPORTIVO “NESTOR MARTINEZ”

Por: Esthefani Jim Nava Cabe mencionar que por razones netamente físicas la vida eficaz de un futbolista es limitada en tiempo. El futbol es un deporte importante en demostración física y con el paso de los años el desempeño profesional del futbolista termina, por lo que en este sentido, un […]